Sexo en tus sueños lúcidos: cómo conseguirlo

Seguro que a lo largo de tu vida has tenido sueños eróticos, y alguno tendrás que recuerdes especialmente intenso. El sexo en los sueños es algo tan natural como la vida misma. Y es que el sexo es algo tan instintivo y tan emocional que a nadie deja indiferente. ¡Espero que para ti no sea una rutina aunque tu matrimonio dure ya años! Eso sería muy triste…
En cualquier caso los sueños lúcidos nos ofrecen una plataforma perfecta para probar en ellos todas nuestras fantasías. Aunque son un tema recurrente para todos aquellos empezando a tener sueños lúcidos, la verdad es que no es tan fácil mantener el control como para hacer otras cosas, precisamente por la alta carga emocional que conlleva.

Es natural buscar encuentros sexuales durante los sueños lúcidos en cuanto somos conscientes de que podemos crear todo lo que queramos. Sin embargo, yo no los recomendaría al principio porque lo más probable es que o bien te despiertes o bien se conviertan en algo no tan agradable como pensabas.

Así que para tener sueños lúcidos sexuales dos requisitos fundamentales son:

– Ser capaz de prolongar el sueño lo suficiente. No intentes encuentros sexuales si tus sueños lúcidos duran sólo un par de minutos
– Alto nivel de control. Si todavía no puedes hacer cosas más simples como volar, cambiar de escenario, invocar a quien quieras… no estás preparado todavía.

Pero si ya tienes experiencia suficiente, ¡nada te detiene para empezar a disfrutar de un poco de acción!

Descubrirás que lo que puedes llegar a sentir es tan fuerte o más que las sensaciones que puedes vivir en la realidad. Cuando se desata tu subconsciente no sólo podrás revivir emociones traídas de tu memoria, sino que el grado de placer que puedes sentir se amplia tanto como creas que puede hacerlo. Por ejemplo, si nunca has vivido una orgía, tu cerebro no puede hacer memoria para reproducir un momento así, pero sin duda puede extrapolar y generar un modelo de cómo sería tal situación, con todo lujo de detalles.

Pero no es tan fácil como parece, intentar un encuentro sexual durante un sueño lúcido puede acabar mal, en general de alguna de estas dos formas:
– La excitación del momento te despierta
– El sueño (o tu pareja) muta en algo inesperado

Que te despiertes mientras estás haciendo algo que te gusta en un sueño siempre molesta, pero no pasa de ahí, has desperdiciado un sueño lúcido y punto.
Pero si mientras estás con la pareja de tus sueños pasando un buen rato y de repente muta en otra persona, o de pronto se niega a tus avances el resultado puede ser bastante desagradable.

Pero no te preocupes, aquí te traigo el método de J.D. para tener sueños lúcidos sexuales en 7 simples pasos:

1. Cumple los requisitos: tienes que poder tener sueños lúcidos largos y con alto nivel de control. Si no, ni lo intentes.
2. Piensa de antemano qué fantasía vas a querer satisfacer. Esto es necesario porque si estando ya dentro del sueño lúcido te pones a improvisar tenderás a no pensar con claridad, a desear cosas cambiantes a medida que avanza el sueño y eso al final te hará perder la estabilidad. Por eso hay que tener un plan definido.
3. Con serenidad haz que aparezca el personaje que deseas. Puedes ir a buscarlo dentro de un dormitorio, a la playa… donde sea que quieras que se produzca tu fantasía.
4. Acércate con confianza. Despacio. En lugar de acelerarte y abalanzarte como como un toro directo a lo que quieres, debes ir poco a poco, disfrutando de cada momento.
5. Mira a los ojos a la pareja de tus sueños. Observa con atención. Si lo estás haciendo bien, sentirás el deseo en su mirada. Sólo entonces acaricia su piel suavemente.
6. Disfruta del sexo. Ten cuidado con el exceso de acción. En realidad no es necesario actuar para conseguir lo que quieres en un sueño lúcido, es mucho más fácil dejar que todo aquello que deseas, suceda. Nadar contra la corriente sólo trae dificultades. Nada siempre hacia el mar.
7. Despídete elegantemente.

Un ejemplo práctico.

1. Me doy cuenta de que estoy soñando, salto por la ventana y aterrizo suavemente en la calle. La ciudad es preciosa, es una calle ancha, mucha gente va y viene, algunos hablan animados, otros llegan tarde al trabajo. Una abuela con su nieta de la mano mira un escaparate de zapatos. Me maravillo por millónesima vez de que mi propia mente pueda crear un mundo a mi alrededor. El cielo azul se refleja en el brillo de los coches. Hace calor. Me siento bien.

2. Recuerdo que anoche decidí llevar a cabo una de mis fantasías. Es una fantasía que tengo desde hace tiempo: Hacerlo con una de las cajeras del supermercado al que voy normalmente. Es muy simpática, y muy guapa. Más de una vez he pensado mientras espero en la cola cómo tendrá los pechos, cómo debe ser besarla en los labios mientras le toco el culo…

3. Así que voy caminando hasta el semáforo, cruzo y entro en el edificio. El supermercado está dentro. Cuando entro ella no está en la caja, pero sé que estará cuando coja algo y salga para pagar. Me fijo en los productos que hay para comprar, deliberadamente. Sé que ella me esperará en la caja. Cojo un poco de jamón, leche, y una fruta grande y roja. No sé qué es, pero parece rica. Voy a la caja, hay cola. Allí está ella, con el uniforme y el pelo recogido. Cuando me ve, sonríe disimuladamente. Espero a que paguen los que están delante de mi. Detrás de mi se van poniendo más personas. Van a tener que esperar. 😀

4. Me toca pagar, nos saludamos. Ella empieza a pasar la comida por la caja. Está contenta, con una sonrisa dice:
– ¿Esto es todo?
– No, quería algo más – digo mientras voy metiendo todo en la bolsa.
– Dime
– Levanto la mirada y contesto: A ti.

5. La miro a los ojos, son preciosos. Marrones y grandes, justo como los recordaba. Con el pelo recogido, como siempre. Es perfecta. Se pone roja. Me desea. Voy con ella, me acerco. Le acaricio la mejilla con el dorso de la mano. Ella pone la suya en mis pantalones y me besa…

6. ***

7. Está sudando, me mira y sonríe otra vez mientras se vuelve a poner la camisa del uniforme. Cojo las bolsas, le pregunto si ya he pagado y dice que no, pero no importa. Miro alrededor. La tienda está normal. En la cola hay dos señores, detrás la abuela con la niña, esperando. Llevan comida. Como si nada hubiera pasado. Les pido perdón por hacerles esperar. Nadie contesta. Ella ya se dispone a volver al trabajo. Le digo adiós y me lanza un beso con la mano. Me pregunta si vuelvo mañana. Seguramente, contesto. Salgo a la calle. Está más oscuro, parece que hay nubes. ¿Una tormenta de verano, puede ser? En ese momento se oye un trueno en la lejanía y siento el sonido de las gotas, gordas y pesadas…

 

Quizás te preguntes por qué tantas buenas maneras, tanto teatro. ¿Qué necesidad hay? Piénsalo bien, todos los personajes de tus sueños son una parte de ti. Si intentas forzar la situación estás intentando forzarte a ti mismo. Y eso no puede salir bien.

Además, créeme que al principio lo intenté de mil maneras. Intenté acelerar el proceso pensando que si quería estar con una chica lo más fácil es hacerla aparecer desnuda junto a mi e ir directo al grano. ERROR. Haciéndolo así nunca sale bien. O bien no funciona, o funciona mal y rápido. Para eso mejor no hacer nada.

Por cierto, los orgasmos en sueños se sienten tan fuertes como en la realidad. Hay chicos que realmente eyaculan y se despiertan mojados cuando tienen sueños sexuales, lúcidos o no. No es algo raro, pero tampoco es la regla general. A mi no me ha pasado nunca, a pesar de que los orgasmos en mis sueños pueden ser bastante… ejem… potentes. Pero ten en cuenta que es una posibilidad. Sólo aviso 😉

¡Que disfrutes de tus sueños cada día más y más!

4 comentarios sobre “Sexo en tus sueños lúcidos: cómo conseguirlo

Agrega el tuyo

  1. Nunca había experimentado ni sabía lo que son los sueños lúcidos, hasta hace un par de meses que me ocurrió la primera vez y se comenzó a repetir, investigué y aprendí cosas…. Pero lo extraño es que el primero que tuve y los que siguieron (8 de cada 10) por decirlo así, son sexuales, son muy eróticos y disfruto demasiado, manejo las cosas como yo quiero, me levanto muy mojada (es incómodo y más si no duermo en casa o si estoy con mi pareja simplemente durmiendo), he intentado cambiar esto y vivir otras experiencias pero siempre termino teniendo sexo desenfrenado con cualquier persona en mi sueño….. 😦 Ya no sé cómo manejarlo, amo los sueños lúcidos pero esto ya me cansa.

    Me gusta

    1. Ciertamente el impulso sexual en los sueños puede ser muy fuerte, y esto no cambia en los sueños lúcidos. Hace falta bastante fuerza de voluntad a veces para no acabar siempre con la opción más fácil, y la experiencia siempre ayuda en esto también. Te recomendaría tener siempre un objetivo, algo particular que conseguir cuando estés dentro del sueño, y centrarte en hacer eso y nada más a pesar de las tentaciones que seguro que se te van a presentar. No desesperes, ánimo y suerte.

      Me gusta

  2. Hola!, yo no tengo nada de control sobre mis sueños lucidos… así que mi escenario es demasiado simple… estoy dormida normal en mi cama y llega alguien…. a veces llegan muchos jajaja…. tengo mi orgasmo y despierto… se siente tan real que a veces dudo si estoy soñando jajaja…. hasta que despierto y veo todo distinto…. quisiera controlar mas la situación y a las personas que aparecen, pero es muy difícil. Ni si quiera he podido volar bien, siempre me caigo a la mitad 😦

    Me gusta

    1. Buenas! Si puedes volar un poco ya no eres una principiante. Sólo hay que practicar, es terminar de convencerte de que nada te impide volar. Puedes probar muchas cosas, puedes intentar como superman, nadando, flotando, o subirte en una alfombra o algo así… lo que sea que pueda convencerte de que puedes hacerlo. Cuando ya sepas así, te saldrá de cualquier manera. Sobre los sueños sexuales, intentas hacer algo para controlar la situación? Qué te lo impide exactamente? Podrías sólo levantarte e irte de allí… O estás en ese estado en el que sabes que es un sueño, sabes que podrías cambiarlo pero dices: “bueno, ya que estamos…” 🙂 Eso pasa mucho, así que no te preocupes, estás en el buen camino para tener sueños increíbles!!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: